Venezuela busca una nueva gesta que los lleve al Olimpo

Restando horas para el debut de Venezuela en el Repechaje Olímpico, ante Lituania. La Selección Nacional de Baloncesto buscará estar por tercera ocasión en lo más alto del olimpo para dejar a la disciplina que brindó más alegrías en la cúspide.

Por el cupo a otra cita olímpica

Venezuela, con participaciones olímpicas en Barcelona 92 y Brasil 2016, busca una nueva gesta con un grupo que está compuesto por experiencia y juventud. El grupo blanco y el negro, como bien lo definió Duró, inició su preparación en Europa aterrizando en Turquía el 15 de junio.

En suelo otomano, el conjunto criollo solo disputó un encuentro (Vs- Cedi Osman Academy 84-47) de los dos previstos. Se conoció a través de le Federación de Baloncesto de Turquía, que debido a unos resultados de COVID-19 en la delegación criolla, se canceló dicho compromiso. No obstante para el segundo, ‘Los Guerreros’ no pudieron disputar el juego de fogueo ante el combinado de Rusia.

Seguidamente, el equipo nacional arribaría a Italia, precisamente a Milán. En la capital de la moda, Venezuela tampoco pudo disputar el juego preparatorio ante los azzurros. Se conoció a los nuevos integrantes de la selección como Anyelo Cisneros, y Fabrizio Pugliatti. Néstor Colmenares, José Ascanio y Jhornan Zamora serían las bajas dentro de la selección.

Con todo este escenario, Venezuela llegó a Lituania para confirmar sus 12 abriendo la puerta a la generación de relevo como Garly Sojo y Anyelo Cisneros, quienes conformarían el equipo nacional para el repechaje olímpico.

La deuda ante Europa

Si bien el saldo es negativo ante los rivales europeos. Sus últimos juegos fueron en el torneo preparatorio camino a  China 2019, el Atlas Challenge. En ese torneo venció a Turquía 71-68 y dejando atrás el triunfo obtenido ante Portugal en el mundial de Argentina 1990.

El juego ante Lituania, parece lejano pero no imposible. A pesar de que el local muestra a Valanciunas y Sabonis como sus principales figuras, la opción más viable es ante Corea de Sur. Los asiáticos vienen de actuar en las eliminatorias de la Asia Cup y haciéndose con un cupo para dicho evento.

El ritmo de Venezuela volverá a pasar por el grupo de experiencia. José ‘Grillo’ Vargas tendrá junto a su hermano, Gregory Vargas, toda la experiencia. Todo esto se combina con Michael Carrera y Garly Sojo, quienes vienen a ser llamados el futuro del seleccionado.

Carrera cumplió el 2020 y parte del 2021 en España militando para el Força Lleida (17.6 unidades 6.4 tableros, 1.5 asistencias, 1 robo, 1.5 balones). Tras concluir sus compromisos en el país ibérico recaló en la plantilla de Guaiqueríes de Margarita haciendo gala de todo su oficio en la zona pintada (14.8 puntos, 7.8 rebotes, 2 asistencias). El anzoatiguense tendrá la difícil misión de hacer la suplencia de Néstor ‘La Bestia’ Colmenares, considerado por muchos como el mejor jugador del país.

En cuanto a Garly Sojo, parece que llegó su gran momento para brillar. La perla no se amilanó en la Superliga de Baloncesto y cargó con Broncos (16.6 puntos, 11.2 rebotes, 2.8 asistencias, 2.6 robos) hasta una serie semifinal. El caraqueño ex ficha de Cocodrilos participó en una convocatoria por los clasificatorios Americup y parece que su momento llegó para demostrar con la selección todo su potencial.

Otro que entró en la lista final, fue Anyelo Cisneros. Parece tangible su crecimiento que la transición de pívot a alero, pasó desapercibida y que con 2.00 de estatura pude ser una herramienta para Duró. Su buen tiro perimetral quedó plasmado con Diablos de Miranda registrando; 13.4 puntos, 10.1 rebotes. Recordemos que en la primera edición de la SLB jugó con Guaiqueríes como centro.

Fortaleza criolla

La profundidad del equipo de Fernando Duró, muestra a Pedro Chourio y Johanner Sifontes como otras piezas en cuento a puntos se refiere. La ofensiva de Venezuela en estos eventos es una debilidad, pero su gran defensa es su mayor virtud. La ausencia de Gregory Echenique vuelve a dejar a Miguel Ruíz como el centro natural para la selección, mostrando una nueva versión con tiro perimetral moldeado y efectivo en ocacsiones. La altura siempre será un tema a profundizar. Esa labor quedará liderara por el mismo Ruíz y Windi Graterol.

El promedio de edad de Venezuela es de 31 años y la estatura del equipo es de 1.93, según FIBA. Todo esto marca una desventaja de ser la selección más baja en dicho justa y la de mayor experiencia. La apuesta es ante Corea, todo parece indicar que ese juego es el más apetecible y con la opción más clara.

De vencer a los locales, Venezuela tendría un bálsamo sorpresivo, pero la opción real es ante los asiáticos. El tricolor patrio tiene marca de 3-0 ante equipos de ese continente (Barcelona 92; China 96-88 y 100-97, Mundial de Japón 2006 72-82 [La Vinotinto del Basquet]) en compromisos oficiales. Sería el primer cotejo ante los coreanos en este tipo de eventos.

El balón está en el aire, las esperanzan también. Aquella frase de Leonardo Rodríguez, padre del baloncesto rentado, acompañará a los nuestros en una nueva faceta que marcará la posibilidad de estar de nuevo en el Olimpo.

El juego ante Lituania será el martes a las 12:30 del mediodía por la señal satelital de Simple TV (Directv en el exterior).

📝 William Muvdi / @WilliamMuvdi

📷 Federación Venezolana de Baloncesto

Botón volver arriba